Viera: El capitán más veces campeón que se hizo un mito en Junior

Ganó su tercer título de liga colombiana y completó seis desde su arribo a Barranquilla en 2011.

411621
False

La última vez que Sebastián Viera jugó menos de 30 partidos en una temporada fue en 2010. Relegado al banco del AE Larissa de Grecia fue apenas seis veces titular. Una propuesta del otro lado del Atlántico le escrituró el arco de Junior al que además, le multiplicó la gloria.

Ahora levanta el tercer título de liga, el segundo consecutivo en el estadio El Campín que lo venera, lo aplaude y lo mima. “Viera, Viera”, gritaron los hinchas rojiblancos que le confirmaron su amor incondicional.

El uruguayo llegó al equipo en enero de 2011. La primera semana de ese año se presentó ante el técnico Oscar Héctor Quintabani. Al final se abrazó con José Eugenio Hernández entre los festejos por la séptima estrella en la que atajó un penal a John Pajoy en la final contra Once Caldas en Manizales.

A su buzo con alas de ángel le agregó otro sello personal. En 2016 se animó a cobrar tiros libres y metió siete goles. Bajo su gobierno en el área también hubo momentos difíciles. Perdió semifinales y finales (2014, 2015, 2016, 2017), se distanció con la afición y le entregó las llaves del arco al siempre paciente José Luis Chunga.

En el segundo semestre de 2018 en una de las mejores campañas volvió al banco. Sin embargo, una lesión de Chunga a los 68 minutos del partido ante Lanús por la Conmebol Sudamericana le devolvió la titularidad.

La personalidad, coraje de caudillo y sus manos de acero hicieron lo demás. El octavo título en esa final ante Independiente Medellín en el Atanasio Girardot lo confirmó como el capitán más ganador del club. Salió del dolor de esa derrota contra Paranaense en penales por la Conmebol Sudamericana con la medalla de campeón del FPC.

Se juró ir por más y lo consiguió. Cambió la angustia de la eliminación temprana en la Conmebol Libertadores por la novena estrella que lo consagró como un mito en Junior. Cobró un penal difícil en la definición y repitió un abrazo fraternal con Julio Comesaña.

Sus números son de leyenda. Seis títulos: tres ligas y dos Copa Colombia y una Superliga. 432 partidos, 40 menos que los de Hayder Palacio, el que más veces se puso la camiseta barranquillera.

Deja tu comentario